• Vamonos de Vagos

"La hija de la costurera" de Joumana Haddad.

Hay tantos cadáveres desperdigados tras de mí, enterrados o abandonados, en tantos lugares, que ya perdí la cuenta. El mundo no es más que un enorme cementerio. Dime, Dios: ¿cuántas veces puede una persona decir: "Perdóname por haberte sobrevivido"?